martes, 13 de enero de 2009

Incautan en Chile 407 animales de la selva peruana obtenidos en forma ilegal


El sistema de vigilancia de la Armada de Chile intervino un bote no registrado que, con sus luces apagadas, se dirigía al puerto de Arica llevando 407 animales de la selva amazónica del Perú en estrechas jaulas dentro de cajas de plátano y en bolsas de redes marinas.

El chileno Moisés Segundo Díaz Verdugo, ayudante de buzo y quien tripulaba la nave "Rosa Isabel", dijo haber zarpado con el cargamento desde la playa peruana Los Palos, 10 kilómetros al norte del límite marítimo.

Vendiendo los animales en el mercado ilegal de Arica, recibiría unos 35 millones de pesos chilenos (67, 507 dólares americanos), confesó el detenido a las autoridades, según reseña el portal del diario chileno El Mercurio.

Se trata de 18 loros y papagayos amazónicos de seis especies diferentes, una de las cuales, la arawana, está en riesgo de extinción.

Además, 3 tucanes Ramphastus coco, 11 caimanes-bebé (que en pocos años alcanzan 5 metros de largo), 308 tortugas oreja amarilla de río, 40 tortugas de tierra y 27 ardillas sudamericanas, que se veían aletargadas y exánimes.

Moisés Díaz fue detenido por contrabando, comercio de especies prohibidas y maltrato animal. La fiscal Javiera López amplió hasta mañana miércoles su detención mientras decreta diligencias destinadas a desentrañar los alcances de esta red de tráfico animal.

Desde marzo de 2007, las autoridades han decomisado en las fronteras con Perú y Bolivia dos iguanas y una tortuga de tierra y 84 pieles, instrumentos y objetos fabricados con animales salvajes como quirquinchos, serpientes, ñandúes y jabalíes.

En abril de 2006 fue el último decomiso masivo, cuando Carabineros de Cuya hallaron 43 tucanes y loros bajo una carga de flores de un camión.

Ayer, el director nacional del Servicio Agrícola y Ganadero de Chile (SAG), Francisco Bahamonde, dijo que el servicio "redoblará esfuerzos" para combatir este tráfico ilegal. Los ejemplares fueron entregados ayer al Instituto de Recursos Naturales del Perú (Inrena), que los rehabilitará y regresará a la selva.

El director del Zoológico Metropolitano, Mauricio Fabry, señaló que generalmente los animales se quedan en la región donde fueron confiscados, en algún centro especializado donde se les cuida a la espera de una resolución definitiva.

Una de las alternativas es la reexportación de los animales al país desde donde fueron internados o al país de origen, dependiendo de los requerimientos sanitarios.

En el Buin Zoo, que funciona como centro de custodia de animales de decomiso, en convenio con el Servicio Agrícola y Ganadero, se mostraron sorprendidos por la noticia y esperan contactarse con las autoridades para recibir algunos de los animales incautados.

Los animales exóticos que son ingresados por la vía legal a Chile -aparte de la autorización sanitaria del Servicio Agrícola y Ganadero- deben tener un Certificado CITES (Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas) que es un acuerdo internacional para velar por que el comercio de especies no amenace la supervivencia de éstas.
Fuente: Agencia Andina de Perú – www.andina.com.pe

Blogalaxia Tags , , , , , , , , , , , ,
Technorati Tags
, , , , , , , , , , , ,

Páginas vistas en total